sharonmkoenig-com

¿Por qué decimos Feliz Navidad?

 

Por Sharon M Koenig

Celebramos, bailamos, cantamos, comemos, regalamos y tomamos, pero ¿qué significa decir Feliz Navidad?

Jesús nació en la tierra como humano, pero ya existía desde antes de la creación. Si recuerdan a Juan, Dios crea todo a través del Verbo (Jesús) -Juan 1;1.

¿Por qué Dios se hace hombre?

A través de la historia humana, Dios mismo ha extendido su mano para restaurarnos: ha creado alianzas con nosotros, nos ha enviado profetas y ha hecho milagros. Hemos estado cerca y también lejos; cuando retomamos y rompemos esas alianzas. Pero Dios sigue presente, insistiendo, ha abierto mares y nos ha sacado de Egipto. Igual nos sucede en nuestras vidas; nos acercamos y nos alejamos de Dios, pero Dios trabaja continuamente y silenciosamente para restaurar su relación con nosotros. El vacío del alejamiento es el llamado de la insatisfacción humana que trata de saciarse con reconocimiento, poder y búsqueda de admiración y aprobación terrenal; limosnas al lado del verdadero amor de Dios.

¿Dónde está Dios? Está presente, aunque parezca ausente, porque si no lo estuviera, probablemente sería peor. Nuestro mundo sin su intervención quizás ya se hubiera destruido. A nosotros ¿cuántas veces Dios nos ha salvado de nosotros mismos? Los más grandes milagros son los que no se ven y los que no se piden.

Jesús es la respuesta, es la restauración de nuestras caídas: Dios nació como hombre uniendo Su divinidad a nuestra humanidad y llenándola de Luz, creando así la escalera para el cielo. María es el ejemplo a seguir, fue la puerta del cielo, a través de ella la humanidad participó junto a su plan al decir un gran “sí”.

Navidad: Dios abraza la humanidad como Jesús para darnos verdad y vida.

Decir sí a Jesús es la llave de la felicidad eterna.

Feliz Navidad